.

.

¡Shalom amigos!

Este es un sitio creado por cristianos evangélicos, algunos de origen judío y otros no; de distintos países, que nos une el amor por Jesucristo el Mesías -Yashuah Ha Mashiah- e Israel.
Aquí compartimos experiencias, puntos de vista, relatos, curiosidades, historia, política, noticias, preocupaciones, y muchas otras cosas.
¡Bienvenidos!

05 septiembre, 2007

Tragedia israelí: Hoy hace 35 años que el mundo despertó

El 4 de septiembre de 1972, los atletas israelíes habían estado disfrutando de una salida nocturna por la ciudad, antes de regresar a la villa olímpica. Hacia las 4:40 del día 5, mientras los deportistas dormían, ocho miembros del grupo terrorista palestino Septiembre Negro, vestidos con chandal y llevando pistolas y granadas en bolsas de deporte, escalaban la verja de dos metros que rodeaba el complejo.

El entrenador del equipo de lucha, Moshé Weinberg, de 33 años, oyó un ruido tras la puerta del primer apartamento, observando que alguien abría ligeramente la puerta, se abalanzó sobre ésta y gritó "¡Chicos, escapad!", mientras intentaba cerrarla forcejeando con los terroristas. En la confusión, nueve atletas pudieron escapar, y otros ocho se ocultaron. El luchador Joseph Romano, que en ese momento volvía de comer en un restaurante, agarró el arma a uno de los terroristas, pero resultó muerto por un disparo. Asimismo, Moshé Weinberg fue asesinado cuando intentó atacar a uno de los asaltantes con un cuchillo de fruta. Tras la muerte de éste, los terroristas tomaron como rehenes a nueve integrantes del equipo: David Berger, Ze'ev Friedman, Joseph Gottfreund, Eliezer Halfin, Andrei Schpitzer, Amitsur Shapira, Kahat Shorr, Mark Slavin y Yaakov Springer.


Así empieza la historia.

El final fue el asesinato a sangre fría de los nueve deportistas israelíes secuestrados, cuando los terroristas se vieron perdidos, con lo que las muertes de israelíes serían once.

Dicho sea de paso, las autoridades alemanas no colaboraron para nada con las israelíes. Se negaron a aceptar que el Gobierno de Israel enviara un grupo de las fuerzas especiales del ejercito israelí altamente entrenado para intentar liberaciones como aquella, y en su lugar lo hicieron policías alemanes que no contaban con preparación especial en la liberación de rehenes.

Primer ejemplo: Cinco francotiradores alemanes fueron seleccionados para disparar a los secuestradores. Ninguno tenía una preparación especial en este tipo de acciones y fueron elegidos porque practicaban el tiro de forma competitiva los fines de semana (posteriormente uno de ellos reconocería que no se consideraba un tirador de élite).

Segundo ejemplo: Los cinco tiradores emboscados no disponían de radios para coordinar su fuego, y carecían de rifles de precisión y de teleobjetivos o dispositivos de visión nocturna.

Tercer ejemplo: En los 75 minutos que pasarían antes del fatal desenlace, las autoridades policiales germanas solicitaron tardíamente tanquetas, las cuales tardarían 30 minutos en llegar debido al denso tráfico.

Sin duda alguna las fuerzas especiales israelíes lo hubieran hecho infinitamente mejor. Pero hay que reconocer que los únicos culpables fueron los asesinos, fanáticos islamistas antiisraelíes, "terroristas internacionales" que se dice ahora.

Y que los tres que sobrevivieron fueron tratados con suma indulgencia por las autoridades alemanas, porque el 29 de octubre, un avión de Lufthansa fue secuestrado, exigiendo los terroristas la liberación de los tres integrantes de Septiembre Negro presos en cárceles alemanas; sus reivindicaciones fueron atendidas por las autoridades germanas.

Añadir que el miserable asesino que lo planeó todo en Roma sigue vivo y protegido en Siria desde donde se permite el lujo de conceder entrevistas hablando de lo sucedido.

Sí, hoy hace 35 años que el mundo despertó a unos asesinos sin conciencia. Pero se volvió a dormir pronto de nuevo. Por eso muchos siguen pensando hoy que el "terrorismo internacional" comenzó el 11 de Septiembre del 2001.

3 comentarios:

Brisa nocturna dijo...

Yo vi la pelicula "Munich" y quede impresionada hasta las lagrimas.

Adelante con el blog amigos,muy buen articulo!

Audrey R. dijo...

Um , si yo también vi "Munich" .
Como hay que pensar , la película es realista , porqeu es neutra y es de Spilberg.

Suerte con todo este blog .

Shalom ve ahava .

Persio dijo...

Dentro de poco se pensará que el terrorismo islámico nació de la II guerra de Iraq.